El foro de Pollentia recupera el color

Joan Frau | Alcudia (Mallorca) www.diariodemallorca.es 09/02/2011

Un equipo de arqueólogos elimina elementos de una desafortunada restauración realizada en los años 90 en la plaza cívica de la ciudad romana. El objetivo es recrear con mayor rigor histórico el aspecto original del antiguo espacio urbano.

El foro de Pollentia, en el municipio de Alcúdia, es hoy objeto de un completo proceso de restauración que tiene el objetivo de aproximarse, en la medida de lo posible, al aspecto que tenía este espacio urbano, considerado el centro cívico y administrativo de la ciudad romana, durante sus años de máximo apogeo, en el siglo I antes de Cristo.

Para ello, el equipo de arqueólogos que trabajan en el foro ha tenido que desmontar gran parte de las intervenciones que se realizaron en este importante enclave histórico en los años 90, fruto de un concepto de la conservación arqueológica diferente al que se aplica en la actualidad. Básicamente, el grupo de arqueólogos y restauradores se dedica en la actualidad a eliminar elementos de aquella desafortunada actuación porque, según los responsables, configuraron un paisaje "confuso y de lectura difícil" que no contribuye a una buena interpretación de los diferentes espacios que conforman el antiguo fórum de la ciudad romana.

Hasta ahora, se han retirado los acabados de diferente material y color que se colocaron en los 90 sobre las piedras originales de marès con las que se construyeron los principales edificios del foro, y se sustituyen por piezas del mismo material rocoso y similar cromatismo que los muros primitivos. Miquel Àngel Cau, jefe del equipo arqueológico, explica la "nueva corriente persigue que no se vea tanto la mano del arquitecto encargado de la restauración y se respeten más las piedras antiguas".

Los acabados "se realizan mediante una proyección de tierra seca" cuya tonalidad es más acorde con los muros que componen las ruinas del foro, según los restauradores Margalida Munar y Bernat Burgaya.

Otro de los objetivos de la intervención, financiada con una partida de 105.000 euros del ministerio de Cultura, es el de establecer los criterios para decidir qué momento histórico de la ciudad quiere resaltarse, además de excavar las áreas necesarias para la buena comprensión de las estructuras a consolidar.

Las últimas campañas de excavación han permitido sacar a la luz algunos elementos de los edificios más importantes de la plaza pública, como el Capitolio, del cual los antiguos cimientos, las escaleras originales y el pedestal de una estatua que estaba situado en la entrada son hoy plenamente visibles. También es identificable la zona de las tabernae, el centro comercial y artesanal de Pollentia, y la estructura del edicle, orientada hacia los cuatro puntos cardinales y lugar desde el que se planificó la proporción y la orientación de la ciudad romana.

Las obras de restauración y consolidación del foro fueron visitadas ayer por el conseller de Cultura y Patrimonio del Consell, Joan Font; el director insular de Patrimonio, Biel Cerdà; y el alcalde de Alcúdia, Miquel Llompart, acompañado de una amplia representación municipal.

Al finalizar la visita a la ciudad romana de Pollentia, las autoridades insulares y municipales se desplazaron hasta el casal de Can Domenech, futura sede del Consorcio de Pollentia. Las obras de restauración del antiguo casal gótico, declarado como Bien de Interés Cultural, y los posteriores trabajos de adaptación para adecuar las instalaciones a las necesidades del consorcio han recibido una aportación extraordinaria de 111.000 euros del Consell de Mallorca, institución que anualmente cede 50.000 euros al consorcio de Pollentia, del cual forma parte junto al Ayuntamiento, el Govern y el ministerio de Cultura.

Archivado en: