Entrevista a Robin Lane Fox: «Yo no soy un arqueólogo, soy un jardinero»

Antonio Astorga www.abc.es 09/11/2010

Robin Lane Fox es la máxima autoridad mundial en el mundo clásico y enseña en Oxford.

Menuda tormenta se ha formado en Italia tras el derrumbe de la Escuela de Gladiadores. Como especialista en Pompeya y Herculano, ¿qué cráter arde en deseos de devorarnos?
—Los italianos creen que en el Vesubio hay gigantes dentro dispuestos a salir.

—¿Abrasa el Etna, en plena erupción?
—¡Casi me caigo dentro! En la BBC, el 15 de noviembre, y en 90 minutos, lo explicaré.

—¿Le gustaría ser Indiana Jones de los volcanes?
—¡Nunca, jamás! Yo soy británico, inglés, me gustan los campos, el verde, los caballos, la jardinería.

—En la antigüedad se creía que los volcanes eran como las puertas del infierno.
—Estoy completamente de acuerdo. Lo que hay dentro es el fuego del infierno.

—Y fuera del fuego, se dedica a cultivar jardines.
—Tengo un record mundial: llevo 40 años escribiendo una página sobre jardinería [Financial Times]. Y tengo publicado «Los jardines pensados».

—Pienso que su jardín relucirá como Babilonia.
—Tengo diez. La Universidad de Oxford, donde trabajo, está dividida en colegios, tiene nueve, que yo cuido. Y luego disfruto del mío, que es muy grande. Yo no soy un arqueólogo, soy un jardinero. La mejor Universidad del mundo es Oxford porque tiene un punto mejor que las demás: ¡nueve jardines fantásticos! Harvard es ¡patética! Todas las escuelas de negocios son barbáricas, no tienen cultura.

—[Al genio clásico le van a «podar», pero sigue ...]
—Todos mis alumnos son urbanitas, y cuando les pregunto qué aspecto tiene una flor «plimrose», en los ultimos 35 años nadie me ha sabido responder. La identidad de Inglaterra es su vida en el campo. Con Londres 2012 presentarán un Londres impecable, y se olvidarán de esa otra vida. Inglaterra es conocida por sus escritores e historiadores, que están siendo ignorados por el Gobierno.

—También hizo usted un cameo con Stone.
—Me preguntó qué deseaba, y él pensaba que yo le iba a pedir mil dólares, pero no, lo que yo quería era conducir un caballo en «Alejandro Magno».

—¿Cómo abonaría usted la Educación?
—Los Gobiernos fomentan una Educación solo para que la gente tenga trabajo. Y no tienen ni idea. Así, el mayor poeta de la Historia no podría hoy leer ni escribir porque era ciego. Pero tuvo la admiración, el apoyo de todo el mundo, y hoy no se le conoce: era Homero, el mayor milagro de la Historia.

—¿Se ignora la Historia por nuestros próceres?
—Los políticos, no la conocen. Así, van a Afganistán y lo invaden; van a Irak y también lo invaden pensando que van a ser recibidos y que se les va a aceptar. Si hubieran sabido algo de Historia...

—Más latines, pues.
—Se debería obligar a todos los alumnos europeos a estudiar latín, griego... Yo lo aprendí con 10 años.

—¿Y a qué dedican el tiempo libre los gobiernos?
—A hacer libritos con hojitas de los árboles. ¡Y se supone que eso es educación!

—¿Qué educación se les da a nuestros hijos?
—Les estamos limitando la mente porque la gente está creyendo en algo que se llama modernismo, que lo único que hace es limitarnos.

—¿Cómo es la vida moderna?
—¡Arcaica! Vivimos en un mundo de odio a las religiones, de genocidio...

—En esa Grecia antigua estaba la modernidad. Homero es más moderno que muchos hoy.
—Si comprendiéramos lo que los griegos entendían como democracia no habría hoy ningún gobierno ilegítimo.

—¿Ni dictaduras, de izquierdas o de derechas?
—Por supuesto que no. La gente tendría derecho a elegir. Hoy se vota en los móviles. Y no necesitaríamos tener diputados con grandes coches esperándoles. El Estado somos nosotros. Será la próxima revolución. La Comunidad Económica Europea es un enemigo de la democracia real. Es cooperación para burócratas.

Archivado en: