«Jamás se ha hecho una serie de esta calidad en nuestro país»

www.abc.es 16/10/2010

Jesús Olmedo, actor de «Hispania», avanza las claves de la serie antes de su estreno.

La legión romana llega este miércoles a Antena 3 envuelta en una notable expectación. La privada demuestra su apuesta por la nueva ola de series históricas y se atreve con un capítulo de leyenda, aquel que narra la desigual lucha entre el Imperio Romano y los habitantes de la actual Península Ibérica.

Amor, venganza, traición, lealtad y valentía. No hay capítulo más novelesco en la historia de la Humanidad como aquel que relata la conquista de Hispania. Ni guión más emocionante que el que escribieron en el siglo III antes de Cristo los artífices de la Segunda Guerra Púnica. Conscientes de ello, en Antena 3 se embarcaron hace meses en emular parte de la gesta y centraron su ambicioso proyecto en la figura de Viriato, héroe de origen luso que luchó por la independencia ante el asedio del —entonces pretor— Galba. Protagonistas reales, una historia por contar y toda la infraestructura capaz de convertir una idea en éxito televisivo son los ejes sobre los que rueda «Hispania», producida por Bambú.

«Hispania» es una serie coral en la que destaca la presencia de actores como Lluís Homar, Roberto Enríquez, Ana de Armas y Jesús Olmedo. Este último, en el papel del general Marco de las tropas imperiales, nos confiesa que jamás había participado en una producción de similares características. «Desde que me enteré de la existencia de este proyecto, quería estar en él: no creo que se haya hecho nada de semejante calidad en nuestro país jamás», explica el actor, quien lleva desde julio vistiendo el pectoral de bronce del jefe de las tropas romanas que invaden la península. «Mi personaje es el brazo ejecutor de Galba, es aquel que no tiene escrúpulos, que mata y maquina sin temor. Marco es extremo y no tiene piedad».

La experiencia de rodar «Hispania» ha supuesto para este actor un gran esfuerzo «tanto físico como mental. En el primer aspecto tengo un entrenamiento durísimo, las escenas de acción son una de las grandes bazas de la serie y, en lo que se refiere a la recreación fiel del personaje, hemos contado con el asesoramiento de un historiador».

«Hispania» está integrada por ocho capítulos que, pese a grandes dosis de ficción, prometen fiabilidad a los hechos acontecidos en el 150 antes de Cristo. ¿El final de la serie? A los espectadores más impacientes siempre les quedarán los libros de Historia.