El alfar romano de la Escuela de Hostelería será integrado

Mérida www.hoy.es 11/07/2009

La decisión del Consorcio obliga a desplazar unos metros el edificio principal de esa instalación.

El alfar romano aparecido en el solar donde se está construyendo la Escuela de Hostelería será integrado y obliga a variar técnicamente ese proyecto. La Comisión Ejecutiva del Consorcio de la Ciudad Monumental acordado la integración de todos esos restos, lo que exige el desplazamiento del edificio principal de la Escuela.

En esa zona los restos más importantes aparecidos en la excavación corresponden a un alfar romano compuesto por dos hornos, un pozo y dos piletas o balsas para preparar el barro, con vertidos de producción o testares asociados, gracias a los cuales sabemos lo que se producía, como recipientes culinarios (ollas), de transporte (ánforas) y de almacenamiento tinajas (dolia).

Horno y otros restos
Las excavaciones también se ha descubierto la huella de un pequeño horno de alfarería de época del bronce (periodo tartésico) datado en torno al siglo VI a.C. junto con restos defectuosos de cerámica de su producción.

En cuanto a los restos orientalizantes, «al tratarse de una huella en deficiente estado de conservación y ser restos de difícil explicación», se conservará cubierto en la zona del edificio sin integrarlo, instalando, no obstante, un cartel explicativo de los restos.

El Consorcio, de otro lado, ha decidido celebrar el jueves 23, a las 20'00 horas, en el centro cultural Alcazaba, una jornada técnica informativa, abierta a todos los ciudadanos, para explicar el proyecto de adecuación integral del Templo de Diana y su entorno.

Del mismo modo, el Consorcio ha decidido retomar la celebración de prácticas en excavaciones arqueológicas para licenciados en Historia, especialidad en Arqueología. Estas prácticas se realizaran en sucesivas ediciones previa convocatoria a través de la página web del Consorcio.

Archivado en: