La excavación del PAI del Mercat saca a la luz una necrópolis tardorromana

M. V. | Valencia www.levante-emv.com 15/12/2007

Una empresa de arqueología, Disbauxes i Naumaquies, ha finalizado la excavación de los 4.900 m2 donde se levantará el Plan de Actuación Integrada (PAI) del Mercat, ubicado fundamentalmente a ambos lados de la calle Linterna, tal como anunció ayer la directora de los trabajos y propietaria de la firma, Tina Herrero.

La excavación ha permitido desenterrar la necrópolis y el arrabal de la Boatella, así como parte de las calles originales existentes en esa zona de la ciudad en la Baja Edad Media.

Con todo este material -recogido ya en el almacén del Servicio de Investigación Arqueológica Municipal y entre el que se cuentan 105 enterramientos romanos-, se elaborará un estudio que posibilitará un conocimiento más exhaustivo del urbanismo en Valencia, además de las técnicas de construcción en todos estos períodos históricos y los estilos de vida en la ciudad de entonces.

Los trabajos comenzaron hace poco más de un año, en noviembre de 2006, con la financiación del agente urbanizador del PAI del Mercat: Valencia Paraíso. Desde entonces, los especialistas han perforado los solares que integran el Plan de Actuación Integrada y han dejado para el final la exploración de las zonas recayentes bajo el asfalto. Estas labores empezaron en septiembre pasado y finalizaron ayer.

En concreto, los expertos han sacado a la luz la necrópolis de la Boatella, datada entre el final del siglo III y el V, y consistente en 105 enterramientos en fosa simple y sin ajuar funerario. En el siguiente estrato arqueológico se ha hallado el arrabal de la Boatella, consistente en restos de viviendas islámicas y trozos de calles. Todo ello data de mediados del siglo XII y su ubicación en aquellos momentos estaba fuera de la muralla que cerraba la ciudad. Por último, las excavaciones han sacado a la superficie tramos de las calles originales que existían en la Baja Edad Media (siglo XIV) y principios del Renacimiento (siglo XV), éstas ya dentro de la muralla cristiana.

Con estos descubrimientos, los especialistas esperan obtener información «muy valiosa» acerca del urbanismo y la Historia de la ciudad.

Archivado en: